1/12/14

El desafío de los 30 días

Yo tenía una entrada preparada para el desafío. Era una entrada larga, en la que sintetizaba todas las preguntas tal y como hice el año pasado, pero una vez hecha me decidí a arriesgarme y a intentar grabar un vídeo diario, dejando la entrada preparada en borrador.

En la entrada en cuestión decía que me gustaba la idea del desafío pero que era un coñazo preparar y programar las 30 entradas y que lo hacía en una. En aquel momento, cuando lo escribí, estaba muy de acuerdo.

A los tres días del desafío se armó la marimorena. Por una parte la gente se quejó de que los TL se saturaban de entradas del desafío, y con toda la razón del mundo ya que hasta yo me saturaba siendo participante. Por otra parte, los participantes reclamaban su derecho a poder postear, aludiendo a que en otros momentos se saturaban los TL por otros motivos quizá menos válidos. Entre medias alguna voz sensata decía que si bien lo del desafío estaba bien, por qué no abríamos una comunidad. La idea fue seguida por unos cuantos, yo inclusive, aunque ahora con perspectiva creo que nunca llegó a tener éxito.

Nunca estuve de acuerdo con lo de que se saturaban los TL por motivos menos válidos. Más que nada porque no hay una autoridad para decir qué motivo es válido y cual no lo es. Podría compartir un millón de veces un post interesante, o altruista, y de igual manera podría dirigirme a los servidores de Google y prenderles fuego por cada meme que viera posteado de lo que fuera. Sobre todo a los memes sin sentido.

Tíos, dejad los memes.

En fin, a continuación os dejo los vídeos del desafío de los 30 días. Como digo en el último, viendo la que se ha liado dudo mucho que vaya a participar el año que viene viendo el mal sabor de boca con el que he acabado este desafío, aunque queda mucho tiempo para verlo.

A los que habéis ido viendo los vídeos, un millón de gracias ya que me habéis animado cada día para seguir.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...